respuesta a la minería de rocas